Un proyecto político del pasado

2 Oct

Dimitió el Secretario General del Partido Socialista en medio de un tremendo desgarro interno. Podemos está a punto de desgarrarse. IU los ha sufrido históricamente. Hay una impotencia de la izquierda española y europea en general. Esta situación me lleva a la conclusión que el problema, tanto de la socialdemocracia como del resto de la izquierda, no es de resultados o de liderazgo, es de proyecto político. Estamos en el siglo XXI, el siglo del cambio climático y la crisis ecológica, pero las recetas que la izquierda nos sigue ofreciendo no tienen en cuenta estos problemas. La izquierda continúa pensando el mundo en términos de desigualdad, sin atender a los límites, sin querer ver los problemas del planeta. Apuesta por la creación de riqueza sin límite para poder redistribuir y olvida que el planeta es finito, que no es posible que la sociedad exista sin el medio ambiente. Por esta razón la ecología política emergió a finales del siglo XX. Para dar respuesta a los problemas del mundo y del planeta, para dar respuesta a los problemas sociales y ambientales. Al mirar el presente y al futuro, al ser transversal, la ecología política es la nueva forma de hablar y pensar sobre los retos de la sociedad y los problemas de la gente.