Apartamentos turísticos

4 Sep

El presidente de la Asociación de Viviendas Turísticas de Andalucía destacó ayer, en una entrevista publicada en La Opinión de Málaga, que este tipo de alojamiento es de vital importancia para el sector en una ciudad como Málaga. No considera que los problemas de aumento en el precio de los alquileres tengan nada que ver con este fenómeno del piso para turistas, y señaló que este segmento de mercado es muy importante para toda la ciudadanía; habría que buscar soluciones conjuntas que evitaran los posibles efectos negativos que tal actividad conlleva. Como ciudadano malagueño tengo mis dudas sobre tanta bondad repartida de la vivienda de alquiler turístico. A quien este tipo de negocio beneficia es al propietario del inmueble y, tal como están las normas municipales e incluso nacionales, ahora, no percibo ningún reparto de riqueza. Arreglamos la ciudad para beneficio de unos pocos y perjucio de muchos. Intente el lector alquilar ahora mismo un apartamento en la zona Centro de la ciudad o aledaños; la subida de precios ha llegado incluso hasta los barrios más alejados. Que el alquiler vacacional sea un negocio me parece bien pero siempre y cuando la administración, en este caso Ayuntamiento y Junta, hagan sus deberes y graven la actividad de tal manera que obtengan ingresos para paliar estas secuelas perniciosas. Es muy simple, subvencionen al inquilino con un 15% en la declaración de la renta, y graven al propietario con un 30%, además de calcular una adecuada carga impositiva al alquiler turístico. Con la casa y con la comida no se juega. Ya digo que con darse un paseo por Carreterías, por ejemplo, cualquiera puede comprobar que las dimensiones de este fenómeno, al menos en apariencia, son preocupantes. El turista que elige esta opción de viaje gasta en el súper y poco más. Sus intenciones no son las de comer en la calle, ni llevar la ropa a la tintorería; además, la cama y la limpieza corren por su cuenta en la mayoría de los casos; no crean la misma cantidad de empleo que un hotel y sólo es un agente más que contribuye a la masificación de calles, museos y playas.

Como ya digo, se produce un beneficio claro para el propietario del inmueble, pero habría que discutir si también beneficia la ciudad. Málaga come del turismo. No sé cuántos años llevo escuchando, como canción de cada otoño, que tenemos que apostar por un turismo de calidad más que de cantidad, y por un viajero de excelencia antes que por un turista de oferta en compañía de vuelo barato. Evitemos una Malagaluf. Con el cercano fin de esta temporada imagino que arreciarán de nuevo tales cánticos. El modelo de apartamento no parece que sea el más adecuado para conseguir tales objetivos, como tampoco lo fue el modelo de masificación hotelera que ha destrozado nuestra costa mediante turista de saldo. Como todo en este mundo, supongo que la proporción entre factores resolvería la difícil ecuación de la convivencia. Esto es, a las autoridades municipales les corresponde el arbitrar medidas de todo tipo para que el filón del oro turístico bañe a toda la ciudadanía. Por decirlo de modo más simple que el malagueño no se considere perjudicado por los guiris. Eso sucede cuando una comunidad de vecinos no recibe una respuesta rápida de la policía, por ejemplo, a cusa de ruidos. O cuando esa intervención no es efectiva. O cuando la vivienda se ha vuelto un problema a causa de la subida en el precio de los alquileres por ese péndulo de oferta y demanda. O. Demasiadas oes y, por ahora, una sensación de que el Ayuntamiento mira hacia otro lado con los problemas de unos vecinos que contemplan cómo grupos de inversión o rentistas poseedores de edificios completos se llevan una espléndida tajada de billetes, mientras los demás cargan con los inconvenientes. Es ya un tópico el recurso a lo que ha sucedido con el modelo Barcelona y la turismofobia avivada entre los habitantes de sus barrios del centro. En teoría una sociedad es un grupo en el que todos se benefician en alguna medida del bien conjunto; por ahora, no parece que esto suceda.

2 Replies to “Apartamentos turísticos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *