El bastón de la experiencia

29 Dic

baston.jpg

Pasado mañana cerraremos la última página del año. Un libro más (o uno menos, según se mire) de esa peculiar colección de libros que es la vida. ¿Qué hemos aprendido de la experiencia, de lo que ha sucedido, de lo que nos ha pasado? “Estar vivo es algo más que no estar muerto”, dice Allan Percy. Muchas de las cosas que han acontecido han sido las mismas para todos, pero no a todos nos han hecho aprender lo mismo. No a todos nos han hecho siquiera aprender.
Mi querido amigo Horacio Muros, director que me propuso como Padrino Pedagógico de su pequeña y luminosa escuela en la provincia de Mendoza (Argentina), me invita a dedicar una de estas secciones a la importancia que tiene la experiencia. Me envía además, y se lo agradezco, algunas reflexiones de su cosecha (y de campos ajenos) sobre un tema tan decisivo para la vida de las personas.
Voy a poner en cuestión el conocido refrán castellano que afirma que “la experiencia es la madre de la ciencia”. Decía Cervantes por boca de Don Quijote: “Paréceme, Sancho, que no hay refrán que no sea verdadero, porque todos son sentencias sacadas de la mesma experiencia, madre de las ciencias todas”. No siempre. Hay refranes cargados de torpeza y mezquindad: “piensa mal y acertarás”, “por la caridad entró la peste”, “la letra con sangre entra”, “ande yo caliente y ríase la gente”, “vale más pájaro en mano que ciento volando”, donde las dan las toman”… No siempre de la experiencia se aprende y, cuando se aprende, a veces no son ideas y sentimientos positivos. (más…)

El síndrome de la rana hervida

22 Dic

hirviendolarana.jpg

Las fábulas, los símbolos, las historias, las parábolas, las alegorías, los cuentos han sido siempre excelentes técnicas para explicar, enseñar y transmitir ideas. He leído en algún lugar que la distancia más corta entre una persona y la verdad es un cuento. No sé si este aserto se podrá demostrar científicamente pero, por si fuera cierto, voy a utilizar para el comentario de hoy una curiosa metáfora.
Olivier Clerc, especialista en bienestar y desarrollo personal nacido en Ginebra y afincado hoy en Borgoña, escribió en el año 2005 un libro titulado “La rana que no sabía que estaba hervida… y otras lecciones de vida”. En la introducción dice el autor que “todo es lenguaje, que todo nos habla”. Entre las historias que plantea una lleva el título del libro. Y a ella me voy a referir. Parece ser que esta alegoría fue propuesta por primera vez en el libro de Marty Rubin “The boiled Frog Syndrome”, publicado en 1987.
Imaginen una cazuela llena de agua, en cuyo interior nada tranquilamente una rana. Se está calentando la cazuela a fuego lento. Al cabo de un rato el agua está tibia. A la rana esto le parece agradable, y sigue nadando. La temperatura empieza a subir. Ahora el agua está caliente. Un poco más de lo que suele gustarle a la rana. Pero ella no se inquieta y además el calor siempre le produce algo de fatiga y somnolencia. (más…)

¿Sirena o ballena?

15 Dic

botero_apc.jpg

La tiranía de la belleza está causando estragos entre las jóvenes. La consigna que emana de la cultura neoliberal y que hipertrofia el valor de la imagen es la siguiente: “Si no eres hermosa, si no eres alta, si no eres delgada, nadie te querrá”. La importancia de la moda, el valor de la apariencia, el dominio decisivo del diseño están convirtiéndose en las prioridades obsesivas. Adquirir y mantener una buena línea, ofrecer una imagen hermosa, estar a la moda estéticamente son aspiraciones que cotizan muy alto en el mercado de los valores. Todo sacrificio se da por bueno para alcanzarlas. Todo el dinero es poco para conseguirlas.
No quiero ni imaginar el infierno en el que viven muchas adolescentes, obsesionadas por su imagen. Se trata la adolescencia de una etapa crucial en la que cristaliza la personalidad y se fragua la autoimagen. Una etapa en la que la persona necesita valer para alguien. Y valer ante sí misma. ¿Qué sucede con las jóvenes que no se aceptan, que se odian, que no soportan la imagen que proyectan en el espejo de los demás, que quieren ser otra persona para ser felices? (más…)

Patente de corso

8 Dic

20060225141704-avt-alcaraz.jpg

Dos nuevas víctimas de ETA. El terror se ha hecho explícito de nuevo y ha condenado a dos familias al dolor y a la desgracia. Caprichosamente. Injustamente. Cruelmente. Malditos sean. ¿Quién les ha dado poder sobre la vida de los semejantes? ¿Qué ideales hacen posible tanto dolor, tanta destrucción, tanta miseria moral? Malditos sean.
Mi condolencia a las familias. Mi pesar para todos los testigos que, con este nuevo acto terrorista, aprendemos rabia, miedo y desesperación. No sólo es víctima el que muere. No sólo son víctimas los familiares de los que mueren. En cierta medida (aunque menor, claro está) lo somos todos. Los verdugos se hacen también víctimas de su propio envilecimiento. El terror no beneficia a nadie. Ni a los que matan. El odio es pura destrucción.
Pero no quiero hablar hoy del terrorismo sino de la actitud execrable de algunas de sus víctimas. Porque no es calificable de otra manera el hecho de golpear a los demás con el dolor. Lo que está pasando en este país con algunas víctimas del terrorismo es inadmisible. Me refiero a la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) y, en especial, a su presidente, Francisco José Alcaraz. En primer lugar comete (él y quienes piensan, hablan y actúan como él) un persistente abuso de apropiación pretendiendo representar a todas las víctimas. Nunca les he oído decir “algunas víctimas”, sino “las víctimas”. Y saben muy bien que hay otras que, aunque compartan el dolor, piensan de forma distinta. (más…)

El niño trofeo

1 Dic

d24f1.jpg

Hace unas semanas dediqué esta sección a reflexionar sobre la importancia de las profecías de autocumplimiento (Véase “El apellido Contreras”). Hoy me quiero ocupar de la otra cara de la moneda. De una moneda falsa que circula por la educación. Se trata de la exigencia desmedida que obliga a una persona a realizar un sueño imposible.El sueño de otro que se le impone como una condena. Hablo del niño trofeo, del terrible “síndrome del niño prodigio”. Un niño que se convierte en el protagonista involuntario de una pesadilla. (más…)