Brutal

18 Dic

Cuando terminé mi artículo de la semana pasada, tenía en la cabeza escribir hoy sobre la afluencia de público a la cancha cajista. Tenía muy claro que, a pesar de que deportivamente el equipo da motivos para que todos nos alarmemos, la continua deserción de gente de la grada del hogar del Club Baloncesto Málaga ha de ser la principal preocupación.

Los artículos aquí publicados por Emilio Fernández («Preocupante falta de apoyo en las gradas») y Fali Guerra («Nuevo plan para rejuvenecer el Carpena») han arrojado mucha luz sobre el gran problema: la paulatina ausencia y cada vez mayor distancia entre el equipo y la realidad social que se vive en Málaga. (más…)

Estar a la altura

18 Sep

Tuve el placer de ver el partido de la Copa de Andalucía del pasado domingo 7 con mi hijo Carlos y con Ale Sandino, compañero de baloncesto que tuvo que dejar la información deportiva porque la empresa que lo tenía contratado demostró (como muchas otras aunque no sean del gremio de los medios de comunicación) que no estaba a la altura de sus propios empleados.

Por suerte para él y para Antonio Campos, su compañero de fatigas, el reconducir de sus carreras les ha puesto donde merecen: muy arriba. Los ha alejado de manera casi definitiva de la información que rodea a nuestro deporte, pero profesionalmente los tiene bien encaminados.

Durante el encuentro, junto con el parecer de cada uno sobre la plantilla nueva, el entrenador, lo que va ocurriendo en el club, en el baloncesto en Málaga, me quedó una idea clara, el baloncesto, a nivel de élite, tiene que hacer algo para reenganchar a la gente. (más…)

La cura con o sin medicinas

6 Mar

La época que vivimos es negra. No sólo por la tan consabida crisis, también por el horizonte tan incierto que tenemos ante nosotros y por la incapacidad manifiesta de los que nos dirigen en nuestras vidas. Todo ello junto con los antecedentes del mal sabor de boca que han dejado las anteriores experiencias vividas. El enunciado bien puede aplicarse al país, a nuestra España, o también puede aplicarse a nuestro equipo, el Unicaja. ¿Recordar una época peor? Aunque se ha tachado a la afición de inmadura, hay bastante bagaje anterior para ser capaces de olvidar otras épocas oscuras en la historia del baloncesto malagueño.

En el proyecto pasado, el de Aíto García Reneses, se verbalizó el divorcio entre la afición y el club. La salida del entrenador y la sucesión de hechos conocidos dieron cierta paz social, que junto con la serie de resultados de arranque de temporada nos dieron motivos para pensar que, aunque no se retomara la senda del triunfo, al menos se podía ser competitivo y uno de los actores con un papel principal dentro de esta complicada temporada. (más…)