Combatir el botellón con jardines japoneses

13 Dic

El Ayuntamiento ha logrado recuperar un antiguo jardín infecto en la calle Padre Jorge Lamothe, junto al Puente de la Aurora, y lo ha transformado en un jardín japonés o minimalista que de momento ahuyenta la porquería.

Todavía pasea por Málaga un paisano que en sus tiempos mozos estaba especializado en colarse con toda la naturalidad del mundo en las mejores casetas de la Feria de Sevilla.

Bien trajeado, de buena planta y con el pelo untado a la manera sevillita, con una discreta cascada de caracolillos en la base, cuando el portero le preguntaba quién era, él respondía con aplomo: «¿Yo?, el que paga todo esto». Y siempre le dejaban entrar. (más…)

Un solar a tono con las fiestas navideñas

12 Dic

En la calle Jorge Juan, en La Trinidad, un solar celebra las próximas fiestas transformándose en el inicio de un prometedor túnel vegetal. No hay nada imposible para las plantas.

Ayer hablábamos del curioso ficus que se ha convertido en un ejemplar botánico único, ya que bien puede convertirse en el primer ejemplar de su especie que incorpore electrodos, pues desde 2014 se abre paseo en el hueco entre el muro de la plaza de la Aurora y una suerte de estación eléctrica de Sevillana.

Crucemos los dedos para que no siga el ejemplo bíblico de la zarza ardiendo y para que o bien Sevillana o bien el Ayuntamiento lo manden pronto a paseo para evitar sustos (y quebrantos). (más…)

Del árbol eléctrico en la plaza de la Aurora

11 Dic

En el primer tramo de la plaza de la Aurora crece desde 2014 a un ritmo imparable un ficus salido del muro de mampostería, a través de un registro de Sevillana. Hay que tener pocas luces si no se presiente el peligro.

El escritor y periodista malagueño Pablo Bujalance tiene una estupenda novela de ciencia ficción (Disolución) que elucubra sobre los últimos días sobre la Tierra y en concreto, sobre las personas que lejos de coger los bártulos y emigrar a Marte, deciden permanecer en nuestro planeta hasta que den las uvas.

Resulta complicado averiguar cómo serían esas últimas jornadas, lo que sí parece claro es que, tras la marcha del último humano, la Naturaleza se haría con el planeta, libre ya de zopencos que no creen en el cambio climático. Por muy mal que estuviera el panorama, las semillas darían su fruto y saldrían adelante. (más…)

El solitario centinela de La Palma-Palmilla

8 Dic

En la calle Doctor Muguerza Bernal, en las 503 viviendas, monta guardia un soberbio ejemplar de pino carrasco, recuerdo de un pasado de campo y fincas.

Uno de los reportajes más bonitos que ha tenido la suerte de realizar el autor de estas líneas tuvo lugar en el verano de 2001, cuando escribió sobre el regreso de la antigua familia propietaria de la finca de La Virreina Alta a la vieja casa, convertida entonces en una ruinosa evidencia, con habitaciones utilizadas para consumir droga y muchas más lindezas.

Cuando pocos años después tuvo lugar su demolición, muchos nos temimos lo peor, es decir, que no volviera a levantar cabeza pero, por suerte, el Ayuntamiento la reedificó y hoy es una incubadora de empresas. (más…)

El desconocido punto de vista de una mosca

7 Dic

Continúa la moda de la invasión publicitaria que se extiende por los ventanales de los autobuses de la EMT y nos depara la visión de un insecto.

En los años 50 y 60 del siglo pasado, el gazpacho mental formado por los primeros viajes espaciales y la amenaza atómica dio al cine y la literatura norteamericanas obras memorables. Entre ellas, las Crónicas marcianas (no confundir con la verbena televisiva), El increíble hombre menguante, El hombre con rayos X en los ojos y, en la misma línea de mutaciones asombrosas, La mosca, que tuvo nueva versión en los 80 y nada tiene que ver con El hombre mosca, de Harold Lloyd, de los años 20, que como ustedes saben va de escalada y no precisamente de montañas.

En nuestros días, con las dos principales potencias mundiales gobernadas por dos tarugos crueles e impredecibles, la amenaza atómica sigue en ciernes y en cuanto a los viajes espaciales, alcanzan más metas los cacharros tripulados a distancia que quienes se suben a la noria de la Estación Espacial Internacional. (más…)