Un Moggigate de provincias

25 abril, 2014

FERNANDO BAUDET

Giorgio Faletti pisa un terreno de juego por él desconocido para bordar una novela sobre la pasión por el fútbol y la moralidad en Tres actos y dos partes, editado por Anagrama.

Dice una máxima no escrita del fútbol que cuando las cosas van bien en un equipo es mérito del conjunto ­(esto es, los jugadores) y, cuando las cosas van mal y los resultados no acompañan, la responsabilidad es total y absoluta del entrenador, que acaba siendo destituido, no siempre como solución. Giorgio Faletti (Asti, 1950), autor de Tres actos y dos partes hace suyo este dicho y premia en sus agradecimientos a quienes le han asesorado a la hora de escribir una novela sobre fútbol siendo, como él mismo reconoce, casi un ignorante.

La novela no es más que la historia de un partido. Nada más y nada menos. Un partido por el ascenso a primera división de un equipo de provincias que se ve amenazado por la sombra de la traición y el amaño. Un boxeador exconvicto, ahora utillero del equipo, que descubre esta amenaza que proyecta sobre la ilusión de toda la ciudad la silueta del Grinta, la estrella local, su propio hijo, y los errores de un pasado que le llevarán a evitar una tragedia sobre el terreno de juego.

Tres actos y dos partes sorprende y gusta por su facilidad de trasladarnos a las calles de una pequeña ciudad italiana agarrada a un sueño, a los aledaños de un estadio que en noventa minutos podría equipararse a San Siro o a San Paolo, a un vestuario lleno de nervios, de ilusión, pero también de suspicacias y de dudas. Y por sus golpes en forma de reflexiones, no en vano el protagonista es un púgil retirado para quien el inglés es un idioma que, si da en la barbilla o en el hígado, hace daño.
«Me empleé a fondo para que fuera una buena novela», reconoce Faletti. «Si lo he conseguido es mérito de las personas a las que acabo de dar las gracias». «Si no lo he conseguido, sólo es culpa mía». Pues objetivo conseguido, Giorgio.

Tres actos y dos partes, de Giorgio Faletti

FICHA
Tres actos y dos partes
GIORGIO FALETTI
ANAGRAMA
14,90€

Sólo faltan unas horas para el partido, durante las cuales el protagonista va desgranando los episodios que componen una vida de errores y derrotas. Su voz es parte de su personalidad, por eso se expresa con un estilo seco, directo, contundente como los golpes recibidos y encajados, con notas de humorismo amargo y de ternura que van ganándose paulatinamente a quien lo escucha y lo acompañará hasta esa difícil decisión que lleva a un sorprendente desenlace.

No hay comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: