Martínez de Pisón y los vagos
NOVELA / 14 octubre, 2018

ALFONSO LÓPEZ ALFONSO El escritor aragonés se acerca a la vida del estafador Alberto von Filek que engañó a Franco con la patraña de que era capaz de hacer gasolina con agua del Jarama. Con su buen estilo de narrador puro, Pisón vuelve a acertar. Resulta evidente que Ignacio Martínez de Pisón es la versión seria de Truman Capote. En la prosa clara y serena del maño no están el chisporroteo ingenioso ni la maledicencia que, en ocasiones, caracterizó la de Capote, y sin embargo, Enterrar a los muertos lograba emocionar desde el estilo enjuto, desde la realidad palpable, con las palabras justas, como lo hacía esa obra maestra y fundacional del género que se llamó A sangre fría. Martínez de Pisón reconstruía una tragedia personal al rescatar la vida, pasión y muerte de José Robles Pazos, traductor de John Dos Passos asesinado por los comunistas durante la guerra civil. Vuelve ahora con otra novela real, cuya frontera con la investigación histórica se vuelve muy difusa y que tiene como protagonista a uno de esos tarambanas, bribones o pícaros que pierden continuamente. Esa pléyade de gandules por los que siente cierta piedad y a los que aspira a comprender, como…