Gay Talese: dramas que tienden puentes
ENSAYO / 8 julio, 2018

LUIS M. ALONSO El legendario periodista perfila las vidas de los boomers del Verrazano-Narrows mientras celebra un momento histórico de Nueva York En las noches de octubre cuando el aire de la gran ciudad comienza a limpiarse, el puente Verrazano-Narrows se disuelve en el cielo color de pizarra. Desde la orilla de Bay Ridge, en Brooklyn, su contorno sólo suele ser visible por el brillo de las luces de los coches que lo atraviesan desde Staten Island o en dirección a ella. Del majestuoso gigante se perciben fulgurantes destellos rasgando las sombras. A finales de 1964, concluyeron los trabajos de uno de los grandes prodigios de la ingeniería, 4.176 metros de longitud, el puente colgante más largo de Estados Unidos y el sexto del mundo. Miles de hombres fueron contratados para construir la monumental estructura. Vinieron de todas partes. En los cinco años que duró la obra, montarían las vigas a grandes alturas sobre el puerto. Algunos, en concreto tres, perdieron la vida. Otros estuvieron a punto. El 21 de noviembre, cuando el patrón de la Tunnel Authority Robert Moses, el arquitecto Othmar Ammann y el ingeniero jefe Milton Brumer acudieron a la inauguración, en compañía del alcalde Wagner y…

Libros con fotos, con muchas fotos
DIARIO DE LECTURAS / 23 junio, 2018

JOSÉ LUIS G. GÓMEZ Leo El puente (Alfaguara, 2018), un magnífico trabajo periodístico de Gay Talese, gran maestro del reportaje en Estados Unidos, y aflora en mí el recuerdo de aquellos bellos libros fotográficos que publicó Lumen en los 60 -y a los que yo llegué en sus reediciones de los 80-. El de Talese es un trabajo de 1964 sobre los hombres que construyeron el puente de Verrazano-Narrows, que une Brooklyn y Staten Island. Los textos de Talese son fabulosos: ricos en detalles, anécdotas y descripciones de personajes y lugares, casi parecen retratos a lápiz robados entre conversaciones en barras de bares mugrientos; pero las muchas fotografías que incluye el libro, la mayoría de Bruce Davidson, no se quedan atrás en capacidad narrativa. Si he llegado a leer esto no es solo por Talese, es porque me encantan los libros que son reportajes fotográficos. Y vuelvo a aquellos libros de Lumen. Recuerdo uno de tauromaquia, de Camilo José Cela, y otro sobre la casa de Pablo Neruda. Aquello era una cosa muy literaria, muy culta, quizá snob, aunque en aquellos volúmenes las fotografías lo eran (casi) todo. No sé si hoy, cuando todos nos creemos fotógrafos, estos libros tienen…

Demasiado bueno para ser verdad
ENSAYO / 9 julio, 2016

El viejo Nuevo Periodismo se ha encontrado con un espacio intermedio entre la ficción y la realidad que deja de vez en cuando vías de agua. El libro de Talese ya tiene antes de ver la luz más controversia y suspense detrás suyo que el propio relato sobre el fisgón del hotel. El burlador burlado, en las fronteras entre el reporterismo y la novela Luis M. Alonso Muchas de las grandes historias del viejo Nuevo Periodismo son tan buenas que cuesta creerlas. El discurso hiperbólico de algunos de los maestros del género, como es el caso de Tom Wolfe, ese estilo manierista suyo, probablemente le sienta mejor a la ficción que a los hechos. John Hersey era considerado un precursor de todo ello por su libro sobre la tragedia de Hiroshima. Trece años antes de morir escribió una extensa crítica de The Right Stuff (1979), el libro de Wolfe que más tarde acabaría convirtiéndose en la película Elegidos para la gloria, y llegó a la conclusión de que gran parte de lo que allí contaba se lo había imaginado el autor. Sin embargo, las momias que se encargaban del reporterismo cuando surgieron Wolfe, Breslin, Talese, Hunter S. Thompson, Joan Didion…

El más grande
COINCIDENCIAS / 12 junio, 2016

Con la muerte de Muhammad Ali perdemos otro de los grandes símbolos del borrascoso siglo XX ENRIQUE BENÍTEZ Hace calor en Málaga. Apenas han pasado unas horas del funeral de Muhammad Ali, nacido Cassius Clay, el más grande, según el título de su biografía, el charlatán de Louisville, el gran campeón, desafiante, inteligente, tragicómico, siempre espectacular. La figura de Ali desborda los límites del cuadrilátero para formar parte de la historia. Así lo reconoció el propio Floyd Patterson, una de sus víctimas, citado por David Remnick: «al final comprendí que yo no era más que un boxeador y que él, en cambio, era historia». Una frase generosa de uno de sus más famosos rivales. Todos ellos, por desgracia, acabarían consumidos por la fama, el dinero y el despilfarro. Hace calor en Málaga y no es difícil imaginar el ambiente en aquella pelea espectacular contra George Foreman, en el Zaire dictatorial de Mobutu Sese Seko. En los ochenta un conocido terrorista etarra sería conocido como Mobutu. Cosas de la vida. Estamos en Kinshasa, a finales de octubre de 1974. Ali pelea contra Foreman para recuperar el título, su título, que le habían arrebatado en los despachos por negarse a ir a…

Honrarás a tus padres
MARCAPÁGINAS / 20 noviembre, 2013

GUILLERMO BUSUTIL DE JOVEN, UNO ESCRIBE COMO LO QUE LEE. Sobre todo si aspira a ser un periodista capaz de contar la realidad desde otros ángulos y está convencido de que no existe una frontera entre el periodismo y la literatura. Lo hacían las generaciones que hace décadas miraban hacia los maestros, se los aprendían, los imitaban y los dejaban de lado una vez que su lenguaje, su mirada, estaba lo suficientemente preparada para ser propia, despojada de la voz de otros, lejos de ser una imitación pobre. Esa era la mejor manera de honrar a los maestros, a los padres de su lenguaje, de su manera de mirar las cosas cuidadosamente depuradas. Hace décadas que los jóvenes sólo honran a sus legítimas ambiciones, al convencimiento de que no necesitan las tradiciones porque son mejores, más puros, más atrevidos, a la creencia de que superan el estilo singular del chamán al que admiraron y del que han adquirido tics, poses, discursos, adjetivos. También hay otros más humildes, que se construyen con lecturas, despacio,  macando un paso firme, intentando abrir líneas propias sin desmerecer a esos padres. Estos últimos honran a la banda que escribía torcido. EL LIBRO SE TITULA ASÍ,…