Se buscan seis millones de lectores

14 octubre, 2018

JOSÉ LUIS G. GÓMEZ

Este año no tenemos Premio Nobel de Literatura, culpa de algunas corruptelas suecas y cierto grado de soberbia de esos escandinavos locos, pero sí tenemos Feria de Fráncfort. Y desde Fráncfort siempre nos llegan cifras, cifras y más cifras. A veces, esas cifras son los precios que las editoriales pagan por posibles éxitos de ventas, y en otras ocasiones son deprimentes pruebas de que la lectura está en horas bajas.

En 2018, lo que tenemos son malas noticias, así que vayamos por un par: la facturación del mercado editorial español se ha estancado con apenas un crecimiento del 0,1% tras casi una década de grandes caídas. Y aquí va otra: Alemania ha perdido unos seis millones de compradores de libros entre 2012 y 2016 –recordemos que es uno de los países más lectores del mundo–. Como suele suceder cada cierto tiempo, la industria editorial occidental busca con desesperación nuevos mercados que casi nunca cuajan.

Así, en 2018 volvemos a leer que África, América latina y Asia son el futuro y allí van a reforzar sus esfuerzos empresas como Random House –esto ya lo hemos visto fracasar en el pasado–. Ojalá esta vez funcione esta estrategia de expansión, y ojalá también nos animemos a leer un poco más por aquí.

No hay comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: