Maus, un ratón con Pulitzer

20 febrero, 2012

Spiegelman rompió los moldes narrativos con 'Maus'.

JUAN CARLOS HIDALGO

En 1992 Art Spiegelman ganó un Premio Pulitzer por Maus, un cómic que narraba el holocausto nazi por medio de las experiencias que vivió su padre. Pero la obra también cuenta dos historias paralelas y conmovedoras a la vez. Una nos relata cómo el padre del autor, Vladek, sobrevive a la Europa de Hitler, a la vez que nos documenta un momento crucial de la historia del hombre. También refleja la difícil y desgastada relación entre padre e hijo mediante las fugaces visitas que éste le hace con la intención de recopilar información de primera mano sobre la odisea que vivió durante la Segunda Guerra Mundial.

La historia, contada con la fluidez narrativa que caracteriza a los clásicos, recurre a la, aparentemente, manida y maniquea representación gráfica de los judíos como ratones y los alemanes como gatos. Este recurso, criticado por muchos, no resta autenticidad al relato, ya que conforme el lector avanza en la lectura, asume la táctica empleada por el dibujante y se deja llevar por unos personajes de reacciones y comportamientos completamente humanos.
Aunque Spiegelman odia que se le pregunte por sus influencias, su trazo es claramente deudor del cómic underground norteamericano, así como de Harvey Kurtzman (MAD magazine) y George Herriman, creador del famoso Krazy Kat. Admite que la revista MAD supuso su introducción a la sátira, a cuestionarse las opiniones recibidas y a interesarse por el arte de vanguardia.

La pandilla basura fue la respuesta de Spiegelman al original MAD. Una serie de historias que disgustaron a padres y educadores pero que lograron lo que pretendían: «Enseñar a los niños a decir no, decir no a las ideas que les venden y que se supone no deben plantearse», declaraba Spiegelman.

El creador de Maus dedicó su último trabajo a reflexionar sobre los hechos del 11 de septiembre, teniendo como punto de partida las historietas In the shadow of no towers, que el propio autor ha publicado en la prensa norteamericana y en las que manifiesta una actitud igual de asustada de Al Qaeda como de su propio gobierno.

La biografía de Art Spiegelman lo muestra como una persona inquieta y con una dilatada carrera, aunque se le conozca principalmente por su obra Maus. Nació en Estocolmo (Suecia) en 1948 y creció en Queens (Nueva York). Durante los años 79 al 86 fue profesor en la School of Visual Arts de Nueva York y es cofundador y editor de RAW, revista de cómics y arte gráfico de vanguardia aclamada en todo el mundo. Sus trabajos han aparecido, entre otras publicaciones, en el New York Times, Playboy, Village voice y The New Yorker.

Actualmente trabaja en la escenificación de la ópera Drawn to Death: A Three Panel Opera junto al compositor Phillip Johnston. Con su esposa, Francoise Mouly, editó Little Lit y Little Lit Strange Stories for Strange Kids, unas antologías para niños. A pesar de los galardones recibidos en todo el mundo, su trabajo es prácticamente desconocido en nuestro país.

En su visita al Salón del Cómic de Barcelona de 2002, donde obtuvo el premio a la mejor obra extranjera, lamentó que una exposición de Spiderman presidiera la feria: «Igual que no me gusta ver el mundo lleno de McDonald’s, no quisiera ver cómics iguales en todas partes», dijo Spiegelman, que también criticó la «excesiva influencia» del mercado americano en los autores locales. «Sin dejar de lado el intercambio de ideas, cada cómic debería tener el sabor del lugar en el que está hecho».

FICHA
Maus
ART SPIEGELMAN
MONDADORI
21,90 €

Maus es la biografía de Vladek Spiegelman, un judío polaco superviviente de los campos de exterminio nazis, contada a través de su hijo Art, un dibujante de cómics que quiere dejar memoria de la aterradora persecución que sufrieron millones de personas en la Europa sometida por Hitler y de las consecuencias de este sufrimiento en la vida cotidiana de las generaciones posteriores. Apartándose de las formas de literatura creadas hasta la publicación de Maus, Art Spiegelman se aproxima al tema del Holocausto de un modo absolutamente renovador.

No hay comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: