Jorge Eduardo Benavides: El infiernillo literario

16 julio, 2018

FRANCISCO GARCÍA PÉREZ

El escritor Jorge Eduardo Benavides publica El asesinato de Laura Olivo en Alianza Editorial

El protagonista de esta novela negra es un negro que investiga un caso donde intervienen algún negro literario. Traduzco al lenguaje políticamente correcto antes de que alguien encienda la hoguera: el protagonista de esta novela que se desarrolla en un ambiente criminal y violento es una persona de piel negra que investiga un caso donde intervienen alguna persona que trabaja anónimamente para lucimiento y provecho de otro, en trabajos literarios. Nuestro héroe tiene un nombre eufónico y acaso irónico: Colorado Larrazabal. «Colorado· por ser una forma coloquial de referirse a los negros en el Perú, su país de origen. «Larrazabal» por ser de ascendencia vasca, de por Lekeitio. Quédense con la copla, pues todo huele a que será un personaje que creará serie y, a su debido tiempo, veremos una fajilla con el consabido «Un nuevo caso de Colorado Larrazabal». Por ser un policía honesto entre la deshonestidad de Fujimori y compañía, tuvo que salir por pies de Lima y terminó por afincarse en el barrio madrileño de Lavapiés (uno de los enclaves protagonistas, junto a Usera). Maltrabajó o malvivió por aquí y por acullá hasta que un abogado compatriota y también exiliado le echa una mano en forma de contrato de menor cuantía. Se enamora de la hermosa Fátima (marroquí, por supuesto) a quien ayuda en la resolución del secuestro de su papá (de ella). Se corre la voz de las habilidades investigadoras de nuestro Colorado y su casera le ofrece sacarle de las estrecheces económicas alquileriles si saca libre de la cárcel a una sobrina suya (de la casera) donde pena, porque todo apunta hacia ella como asesina de la que fuera su amante (de la sobrina): Laura Olivo, grandísima, poderosísima agente literaria.
A partir de ahí, ya todo se lo imaginarán ustedes, queridos lectores: escritores vanidosos (pleonasmo), premios literarios amañados, negros literarios, manuscritos que desaparecen o se archivan sin leer, personajes en clave de quienes los aficionados a las novelas en clave conocerán la clave (y los demás especularán, que también mola), tecleadores a sueldo, secretarias afanosas o afanantes, policías y abogados, Jorge Edwards… Hasta referencias decisivas al tan famoso como ficticio «Marcelo Chiriboga», de quien ya wikipedia lo cuenta casi todo, vaya por Dios. Y todos felices cuando cae el telón: hasta la próxima. Jorge Eduardo Benavides, el autor premiado, es arequipeño – como Vargas Llosa- de 1964, abogado, afincado en España, emprendedor de no pocos talleres literarios y ganador de un puñado gordo de premios, cuando no finalista de otro buen puñado como el «Tigre Juan» de 2003 que ganara José Luis Borau.

Nada tengo en contra de novelas que entretengan, intriguen y estén bien redactadas: otra cosa es bien escritas. Muy bien que se las premie. Todo ello lo atesora El asesinato de Laura Olivo. Pero algo de disgusto me da el maliciar que el género negro se haya ya estancado o se dedique a dar vueltas sobre sí mismo, volviéndose previsible a más no poder. Investigador con pasado duro, amor, una clase social o un estamento desmenuzado, ambientes urbanos reconocibles (y populares), un crimen (o unos cuantos), resolución y vaga desesperanza en la especie humana. Y alguna característica especial del héroe: que sea enano (el Verhoeven de Lemaitre), gastrónomo o lo llamen «Colorado» siendo negro. A partir de esos ingredientes, un «déjà vu» continuo.

Quizá solo saque de este marasmo una voluntad de estilo fuerte: como las primeras narraciones de Benjamin Black. Un estilo que no permita concluir una historia como la presente con una dosis de cierta sonrojante obviedad: «A veces tenemos la verdad frente a nuestras narices y no podemos verla. O, a veces, simplemente, no queremos». Pero, de esa forma, cuidando no ya la calidad de página sino el párrafo y hasta la línea, es muy posible que no se ganase ni un mal premio. Por lo tanto, lean ustedes a Benavides y olviden mis prejuicios.

FICHA
El asesinato de Laura Olivo
JORGE EDUARDO BENAVIDES
ALIANZA EDITORIAL
12,60 €

No hay comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: