Historia entre pucheros de la cocinera de Himmler

3 octubre, 2014
El autor francés Franz-Olivier Giesbert.

El autor francés Franz-Olivier Giesbert.

RAQUEL ESPEJO

La cocinera de Himmler (Alfaguara) ofrece una apuesta diferente para abordar, a través de una novela, la historia del siglo XX, salpicando venganza, sexo y amor por la comida.

La cocinera de Himmler podría encasillarse dentro del género de historia novelada. Nuestra cocinera es una mujer de origen armenio que como un personaje de Galdós vive en primera persona la historia y el devenir del siglo XX en sus ideologías y en sus orgías de muerte: el genocidio armenio, el estalinismo, el nazismo, sus campos de muerte, la ocupación alemana en Francia o el maoísmo, serán los diferentes telones de fondo de esta novela tan especial.
Rose, protagonista y narradora, ha tenido una vida larga, pues la conocemos con 105 años, y cuando presiente que sus días menguan decide escribir sobre sus peripecias, aventuras, el amor –eje de su vida–, la venganza, y «sus muertos» como llama a los seres queridos que la han ido dejando con el transcurso de los años.

Pero Rose no es una abuelita dulce y amable. Es una señora con carácter, que se ha sobrepuesto a grandes golpes en su vida y sobre todo es una superviviente de toda la historia que le ha tocado vivir. Independiente, terca, apasionada, y con un genio de mil demonios ahora en la vejez, nos desgrana con dosis de humor los vaivenes de una vida, que si para ella resulta normal, es excepcional para el lector.

Particular en el sentido de que sale indemne de más de una guerra o contingencia mundial y porque tiene la suerte de convivir y conocer a grandes figuras como Simone de Beauvoir, Camus o Nelson Algren.

El amor, su motor vital, se mezclará con un ansia de venganza inusitada, que no dudará en ejecutar más de una vez, aún poniéndose en peligro. Este sentimiento comenzará de forma liviana para irse agravando con la edad, mientras que su capacidad de amar a hombres y mujeres y su actividad sexual mantendrá el mismo tono desde su descubrimiento hasta el final. Original tratamiento del sexo que, sin ser grosero, es explícito, pero sobre todo con la naturalidad de la que hacen gala los franceses para ello.
Su trabajo como empresaria de restaurantes, y experta cocinera, en diversas localidades será el hilo que hilvane toda la trama.

La novela es muy acertada para pasearse por la historia reciente contemporánea, descubrir personajes como Himmler y a través de él a Hitler, sucesos como la redada del Velódromo del invierno de París, el feminismo de Beauvoir o la cultura maoísta. Quizá por lo arduo de la historia, la trama a veces se encalla y se hace más dura, pero lo cierto es que no es difícil de leer y al estar salpicado de detalles personales de Rose, se hace ameno.

Un libro con final abierto, como ella, que te va sorprendiendo gradualmente desde el inicio y siempre de forma ascendente, con humor fino, banda sonora en forma de canciones en momentos determinados y un buen epílogo que volverá a sacar una sonrisa al lector. Se añade además un guiño del autor y de La Petite Provence, el restaurante de la protagonista al final con inclusión de una pequeña muestra de libros para nuestra biblioteca particular sobre el siglo XX.

Recomendado para los amantes de la historia que quieran repasar estos años de una forma simpática viajando por Europa, Estados Unidos y China, que gusten además de hierbas, vinos, recetas y pensamientos filosóficos.

La cocinera de Himmler, de Franz-Olivier Giesbert

FICHA
La cocinera de Himmler
FRANZ-OLIVER GIESBERT
ALFAGUARA
18,50€

He aquí la hilarante epopeya de Rose, una cocinera que nunca le ha temido a nada y que ha sobrevivido a las barbaries del siglo XX sin perder el humor, el deseo de sexo y el afán de venganza.

No hay comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: