Alejandro Castroguer: Holmes y el caso de los ocho estómagos

7 diciembre, 2017

«La voz personal de cada artista es la clave del arte»

El escritor Alejandro Castroguer. ARCINIEGA

FRANCISCO M. ROMERO

El autor malagueño Alejandro Castroguer nació en 1971 -año en el que se estrenó El diablo sobre ruedas– y desde entonces ha desarrollado una intensa carrera literaria. Ha coordinado antologías para la editorial Sportula y ha publicado las novelas La Guerra de la Doble Muerte (Almuzara, 2010), El Manantial (Dolmen, 2012), y El último refugio (Almuzara, 2013). En 2015 se alzó con el Premio Jaén de Novela gracias a Glenn, basada en la vida del pianista Glenn Gould. Ayer, en la librería En Portada Cómics, presentó su nuevo artificio, Holmes y el caso de los 8 estómagos, publicada por la también malagueña Gasmask Editores, una novela en la que el detective consultor más famoso de todos los tiempos explora el Antimundo.

¿Cómo surgió la idea para escribir esta novela de Sherlock Holmes?
Hablar de esto es como hablar de una exnovia a la que hace tiempo que no ves. Esta novela es más o menos de la época de El último refugio, por lo que en realidad yo también me pregunto cómo surgió. Había escrito otra novela titulada La octava noche, que aún está por publicar, y que también tiene relación con Holmes. Pero con Holmes y el caso de los 8 estómagos quise hacerlo totalmente evidente. Quise hacer una novela de Holmes en la que saliera Holmes, que tuviera todos los parámetros de la novela holmesiana y en donde lo encontrásemos resolviendo un caso durante el periodo en que simuló su muerte tras la pelea que mantuvo con el profesor Moriarty en las cataratas de Reichenbach.

¿Qué hay en Holmes y el caso de los 8 estómagos?
Encontramos lo clásico de una historia de Sherlock Holmes pero contado con mi estilo propio. Si bien es verdad que no con un estilo tan marcado como en otras de mis novelas, aquí encontramos algo de humor, mezclado con un componente de intriga y de surrealismo, algún guiño metaliterario… Es un puzzle de ideas, pero siempre buscando ser un puzzle ameno, no tanto una obra únicamente reflexiva. Holmes y el caso de los 8 estómagos es un divertimento puro con una carga menos densa que otras de mis obras como Glenn. Aunque tiene muchas referencias a la literatura, el cine, la música… algo que suelo incluir en lo que escribo. Lo fundamental es que me divertí mucho escribiéndola, y lo que pretendía es que el lector también se lo pase bien. Soy de los que piensan que el autor transmite a sus lectores los sentimientos que está experimentando mientras escribe.

¿Cuando habla de su estilo, a qué se refiere?
Cada escritor tiene su voz. Y mi estilo se caracteriza en que lo marco, no mediante los adjetivos, sino a través de los sustantivos y los verbos. Creo que se le da mucha más fuerza a una obra empleando según qué verbos. En esta novela está menos matizado con el objetivo de hacerla más ligera y más cercana al lector, para que entre rápidamente en una historia de intriga y se deje arrastrar por los distintos guiños.

¿Qué fue lo más complicado a la hora de afrontar un personaje tan icónico como Holmes?
Que pareciera canónico y que al mismo tiempo no fuera una copia. No tanto del personaje de Holmes, como la historia en sí. También he tratado de variar el relato para que no fuera el típico pastiche holmesiano de estos últimos años en los que a Sherlock se le ha situado junto a todo tipo de monstruos. He tratado que la historia tuviera un fuerte aire decimonónico pero con un toque moderno, y siempre jugando con las piezas de la época. Quería ser canónico con respecto a que la historia transcurre en el periodo en que Sherlock simula su muerte, pero a partir de ese punto pretendía hacer algo distinto. Por eso introduzco al Herlock Sholmes de Maurice Leblan para arrancar el caso.

Gasmask Editores es una editorial independiente que publica ensayos pero que con Holmes y el caso de los 8 estómagos ha inaugurado su colección Hiato de ficción. ¿Cuál cree que es el papel de este tipo de editorial actualmente?
Es fundamental, sobre todo porque estas editoriales como la propia Gasmask, El Transbordador, Orciny Press… cuidan mucho el producto y porque dan opción a muchos autores que de otro modo no tendrían forma de publicar ya que no pueden acceder a las editoriales grandes. Las editoriales independientes cubren una parte del mercado que las grandes no cubren, porque estas se rigen por unos parámetros muy concretos, sacando un producto muy confeccionado para un público general. Las editoriales independientes ofrecen obras que difícilmente tendrían cabida en las macroeditoriales.

¿Al escribir, qué le obsesiona?
Una parte importante para mí es el estilo. Soy de los que piensan que todas las historias están ya contadas, y por eso cada autor tiene que afrontar toda obra con su estilo propio. No es tanto lo que se cuenta, como la forma de contarlo. La voz personal de cada artista es la clave del arte, y a mí me obsesiona mucho eso. Trato de controlarlo todo: el ritmo, el número de palabras, la relevancia de cada personaje… Y con mi obsesión con la música trato de afrontar las historias como si fueran una obra musical. Unas más que otras. Glenn es un ejemplo claro, pero en realidad todas las obras me piden que las afronte de este modo.

 

FICHA
Holmes y el caso de los 8 estómagos
ALEJANDRO CASTROGUER
GASMASK EDITORES
18,50 €
Traducción de Catalina Martínez Muñoz

No hay comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: